20 febrero 2018

¿Cuáles serán las tendencias 2018 en materia de Sustentabilidad?

Autor: Yasmina Zabib

¿Cuáles serán las tendencias 2018 en materia de Sustentabilidad?

A fines de 2017 se realizó un sondeo sobre el futuro de los negocios a más de 40 líderes relacionados con el Instituto de Liderazgo en Sustentabilidad de la Universidad de Cambridge (CISL). El estudio que fue complementado con una encuesta que incluyó a más de 8.000 personas de la red del Instituto, dio como resultado un documento denominado “8 tendencias en negocios y sustentabilidad que definirán el año 2018”.

De ellas, es importante enfatizar lo que se llamó “El fin de la era del plástico”, que se está convirtiendo en un asunto de interés mundial, principalmente por el impacto que su disposición provoca en los océanos, ya que se estima que en 2050 éstos podrían llegar a contener más plástico que peces.

En este contexto, es posible esperar que el océano se convierta en el próximo gran tema de sustentabilidad como lo ha sido el clima durante los últimos años. Según el estudio, 2018 también sería un año decisivo para la transparencia, principalmente para que las empresas se fijen metas más ambiciosas y demuestren su cumplimiento con los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible de Naciones Unidas.

Otra tendencia es la incertidumbre mundial sobre las decisiones de líderes políticos hasta el desarrollo de nuevas tecnologías, lo que demandaría mayores niveles de flexibilidad en la toma de decisiones. El uso de la sustentabilidad como estrategia de negocios y no como un elemento de marketing, es otra materia que cobraría importancia, así como las pérdidas y daños permanentes provocados por el cambio climático, lo que impactaría no sólo en las comunidades sino también en los negocios.

El 74% de los encuestados señaló que estiman que la actividad de China podría tener algún impacto en sus negocios durante 2018. Así es que la siguiente tendencia está relacionada con la transformación de este país en relación a su desempeño ambiental, considerando que, por años, ha sido el mayor contaminante mundial de emisiones de CO2.

Según el estudio, las últimas dos tendencias están relacionadas con el crecimiento de la automatización en las industrias y la importancia en el incremento del uso de energías renovables.

Estas tendencias tienen en común una cosa: es necesario repensar la forma de hacer Gobierno, empresa y sociedad para construir de manera conjunta, una economía que fomente las prácticas sustentables y que contribuya a construir el progreso social y ambiental promovidos por Naciones Unidas en sus Objetivos de Desarrollo Sustentable.

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *