04 marzo 2019

Minería Urbana

Autor: Tomás Viveros

Minería Urbana

La principal actividad económica de Chile, es la minería, con su producto estrella, la extracción de cobre. Sin embargo, la forma de minería que desarrollamos es la tradicional, que ha ido incorporando automatización para un uso más eficiente de los recursos naturales y, adaptándose a las prácticas de países desarrollados, tales como disminuir impactos ambientales y adoptar estrategias de alto relacionamiento con sus comunidades aledañas, pero aún existen muchos desafíos ambientales, de productividad y sociales para que la industria minera sea realmente sostenible.

Sin embargo, tenemos la oportunidad de desarrollar una nueva industria, más urbana, sin relaves y con menos utilización de agua. Esta industria puede ser la solución para dos problemas del presente y que serán protagonistas en el futuro: Para satisfacer nuestras necesidades de consumo actuales necesitamos extraer una cantidad de recursos naturales mayor a la capacidad que tiene el medio ambiente de regenerarlos. Por otra parte, los residuos eléctricos y electrónicos crecen año a año a un ritmo superior al que crecen las economías, lo que genera un volumen de residuos exponencial, pues en muy poco tiempo quedan obsoletos. Actualmente, estos desechos están siendo enterrados en vertederos, rellenos sanitarios o siendo exportados. Sin claridad de su destino, los residuos van poniendo en riesgo la salud de las personas y los ecosistemas por el alto contenido de sustancias tóxicas. De hecho, solo el 20% de estos residuos es recolectado para su reciclaje en todo el mundo.

Un reciente informe publicado por el World Economic, concluyó que en una tonelada de residuos eléctricos y electrónicos hay 100 veces más oro que en una tonelada de roca procesada por la minería tradicional. Este dato reafirma que, además de razones ambientales, existe un potencial en la productividad de la extracción de minerales, si ésta se desarrolla en una industria de valorización de residuos eléctricos y electrónicos, la cual podría ayudar a que la digitalización de nuestras vidas y la electro movilidad, sean sostenibles.

Así como somos un ejemplo mundial en la incorporación de Energías Renovables No Convencionales, podemos seguir siendo líderes en la Minería, sólo que esta vez siendo Renovable y No Convencional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *